Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Inicio de sesión

Noticias Entrenos / Septiembre

Intranet EntrenosIntranet Entrenos / NoticiasNoticias 2019Noticias Entrenos / SeptiembreLa Universidad de los Niños de EAFIT está en el corazón de un proyecto europeo que vitaliza los modelos educativos
18/09/2019

​Actualidad eafitense

La Universidad de los Niños de EAFIT está en el corazón de un proyecto europeo que vitaliza los modelos educativos


La Universidad de los Niños cuenta con aliados en este proyecto como Fundación Sura, Low Carbon City, Comfama, Proantioquia, Colegio San Marcos, Ratón de Biblioteca, Institución Educativa San Marcos, Nuestra Gente, Cefa y Ciudad Don Bosco.

• En Medellín estará uno de los seis clústeres que se crearán en seis ciudades de diferentes países para tener una educación escolar abierta y contextualizada gracias a la articulación del sistema escolar con los sectores estatal, empresarial, educativos formales y no formales.

• La Universidad de los Niños se vincula a esta iniciativa llamada Phereclos a través de la Red Europea de Universidades de Niños, integrada por EAFIT, gracias a la convocatoria Science with and for Society 2018-2020 del programa Horizonte 2020 que cuenta con financiación de la Unión Europea.


La Universidad de los Niños de EAFIT fue escogida para participar en un proyecto internacional que creará en Medellín uno de los seis clústeres educativos que también se formarán en Kuopio (Finlandia), Lodz (Polonia), Porto (Portugal), Trieste (Italia) y Mersin (Turquía). Estos clústeres contribuirán a la articulación del sistema escolar con los sectores estatal, empresarial, educativos formales y no formales para tener una educación escolar abierta y contextualizada.

La Universidad de los Niños se vincula a este proyecto, llamado Phereclos, a través de la Red Europea de Universidades de Niños (Encu.Net) y de la convocatoria Science with and for Society 2018-2020 del programa Horizonte 2020 de la Unión Europea. “Somos un país fuera de la Unión Europa que va a participar dentro del corazón del proyecto, o sea, dentro de la investigación misma. Creo que es un gran reconocimiento para la Universidad. Normalmente estamos mirando hacia afuera y este es un proyecto donde se nos reconoce para aprender de nuestras metodologías y lo que nosotros hemos construido”, sostiene Ana María Londoño Rivera, jefa de la Universidad de los Niños.

Sobre la importancia de la participación en estas conexiones internacionales, Mauricio Perffeti del Corral, vicerrector de Descubrimiento y Creación de EAFIT, destaca que precisamente en la Misión de Sabios que creó el Gobierno Nacional se destaca que “para el desarrollo de la ciencia, la tecnología e innovación, y para el sistema educativo mismo, se requiere de unas conexiones poderosas y muy importantes entre el Estado, el sector empresarial y la universidad. En la medida en que estos actores estén conectados y tengan agendas comunes pueden conocerse sus capacidades y necesidades”. 

Para el desarrollo de estos clústeres educativos locales (LEC, por sus siglas en inglés) que se crearán el próximo año en las seis ciudades se cuenta con el apoyo del programa de asesorías entre pares académicos de las universidades e instituciones participantes, coordinadas por la Oficina de los Niños de la Universidad de Viena (Kinderbüro), una de las más reconocidas en implementar este modelo educativo en Europa. 

Para la implementación de este proyecto en Medellín, una primera etapa se centrará en reconocer las necesidades y oportunidades del contexto educativo a nivel regional. Los aliados de esta iniciativa están en un grupo de 10 instituciones de la ciudad, conformarán grupos especializados de trabajo para analizar las problemáticas relacionadas al ecosistema educativo como salud, medio ambiente, desarrollo económico, cultura, movilidad, equidad de género, seguridad e inclusión social.

Según Encu.Net, que reúne a 67 instituciones de 30 países, la propuesta de clústeres locales busca ampliar el enfoque de las universidades infantiles y su impacto dentro de los ecosistemas educativos regionales. Su objetivo es establecer vínculos estructurales con el sistema escolar y permitir el aprendizaje mutuo entre los sectores involucrados. 

“Si bien los clústeres educativos son el corazón del proyecto, éste es mucho más grande. Tiene unos mentores donde vamos a aprender de las distintas universidades de los niños, unas fases de diagnóstico que abarca los países que estamos participando y un diseño de evaluación para poner a prueba lo que vamos a hacer”, dice Ana María Londoño.

En ese sentido, en la segunda fase se formarán equipos de co-diseño para crear e implementar unidades didácticas basadas en sus conocimientos y hallazgos, con el objetivo de conectar el aula con la ciudad y las situaciones de la vida cotidiana. Con esto se busca renovar los planes de estudio de manera contextualizada.

“La idea es poner a prueba un piloto de ese diseño curricular. Con la Red llevamos diez años trabajando juntos, trabajando en este tipo de proyectos. Esto que se llama Horizonte 2020 antes se llamaba los Programas Marco y habíamos hecho parte de algunos proyectos como uno sobre la participación de niños en política que se llamó SiS Catalyst”, señala la eafitense.

Para la Red Europea, el modelo de la Universidad de los Niños que existe en varios países ha sido desarrollado con éxito durante los recientes años y es una plataforma innovadora y sostenible de participación científica para niños y jóvenes dentro de los entornos académicos. En este sentido, la inclusión social se ha convertido en uno de los principios rectores para el enfoque de muchas universidades para niños.

“La importancia de este proyecto es muy grande, en primer lugar porque es un reconocimiento de la comunidad europea a esa labor que durante 15 años ha venido realizando la Universidad de los Niños. Además, de poder generar y llevar esas competencias científicas a las instituciones educativas públicas y privadas. Esto muestra la importancia que tiene la Universidad en ese ámbito regional y territorial desde lo educativo”, dice Mauricio Perffeti del Corral.

Horizonte 2020 en el país

Colombia es uno de los países seleccionados por la Unión Europea, en el marco del programa Horizonte 2020, para financiar proyectos que impulsan la investigación, el desarrollo tecnológico e innovación en Tecnologías de la Información (TIC), sector que lidera EAFIT como Punto Nacional de Contacto, con el apoyo de Colciencias y el Gobierno de Colombia.

Uno de estos proyectos es Phereclos, al cual se articula la Universidad de los Niños por medio de la Red Europea de Universidades de Niños (Encu.Net). Este instrumento de financiación H2020, que surgió en el año 2011 en el seno de la comunidad europea, tiene el objetivo de crear liderazgo industrial y marcos de trabajo competitivos para alcanzar la excelencia en la base científica entre sus miembros.

Actualmente, en esta estrategia basada en los modelos de educación abierta, se desarrollan los proyectos propuestos en el Programa 2018-2020. Sistemas inteligentes, tecnologías de computación avanzada, tecnologías para el internet del futuro, servicios y tecnologías para la administración de contenidos digitales son algunos de los componentes que hacen parte de este programa de financiación.


Participantes del proyecto Phereclos

La Oficina de los niños de Viena (Austria).
La Universidad de Viena (Austria).
La Universidad Summer Snellman (Finlandia).
La Universidad de Mersin (Turquía).
La Universidad de Innsbruck (Austria).
La Universidad de Copenhague (Dinamarca).
La Universidad de Porto (Portugal).
La Universidad de los niños de Bucarest (Rumania).
La Universidad de Łódz (Polonia).
La Universidad de Silesia (Polonia).
Sissa Medialab (Italia).
La asociación internacional de padres de familia Parents International.
La Asociación Europea de Directivos Escolares.

Última modificación realizada el 18/09/2019 10:57 por Aura Maria Giraldo Murcia