Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Inicio de sesión

Noticias Entrenos / Septiembre

Intranet EntrenosIntranet Entrenos / NoticiasNoticias 2018Noticias Entrenos / SeptiembreLa belleza es el norte en la poesía de Elkin Restrepo, ganador del Premio León de Greiff
12/09/2018

Espacios, cultura y bienestar

La belleza es el norte en la poesía de Elkin Restrepo, ganador del Premio León de Greiff

El poeta, segundo de izquierda a derecha, aparece en la imagen con Lina Botero, secretaria de Cultura Ciudadana (izquierda); Eliana Maldonado Cano, gestora coordinadora del Parque Biblioteca Fernando Botero (centro); Juan Luis Mejía Arango, rector de EAFIT; y Ricardo Sierra, presidente de Celsia (derecha). 

• Una obra poética decantada y siempre en busca de la belleza le mereció al poeta y escritor antioqueño el Premio León de Greiff al Mérito Literario, que entregan EAFIT y la Alcaldía de Medellín con el patrocinio del Grupo Empresarial Argos: Grupo Argos, Cementos Argos y Celsia. 

• El reconocimiento, al que fue postulado por el Parque Biblioteca Fernando Botero, le fue entregado el martes 11 de septiembre en el Auditorio del Parque Explora, en desarrollo de la Fiesta del Libro y la Cultura de Medellín. 


¿Qué elixir vital tendrán las palabras? ¿Por qué son, para algunos, insumo para crear mundos y encadenar vocablos para dar forma a imágenes poéticas o narraciones entrañables? Pues para Elkin Retrepo, ganador del tercer Premio León de Greiff al Mérito Literario, han sido las encargadas de marcarle el camino durante medio siglo de creación literaria.

El destino de Elkin —quien recibió el galardón el martes 11 de septiembre en el desarrollo de la Fiesta del Libro y la Cultura de Medellín— estaba marcado desde que, durante la segunda década del siglo XX, el antioqueño León de Greiff, a quien él considera un “animal fantástico, mitológico”, empezó a escribir versos, con apenas 16 años. Las tertulias de este último con Jorge Zalamea, Alberto Ángel Montoya y otros representantes de la literatura colombiana, en el café El Automático, terminaron por cincelar para la historia la imagen de quien es considerado uno de los más grandes poetas de América Latina.

De acuerdo con Fabio Morábito, escritor y presidente del jurado cuya decisión unánime otorgó el galardón a Elkin, ambos nombres se encuentran fundidos por la manera como emprendieron y vivieron sus urgencias literarias.

“El escepticismo y el desencanto unen las poesías de ambos. Los dos fueron solitarios, y encontraron así su quehacer poético. Para mí ha sido un placer haber conocido más a fondo la poesía de Elkin, llena de versos entrañables. Esta se destaca por el uso de una fina ironía, y de palabras inteligentes y precisas”, afirmó Morábito, invitado en esta oportunidad como jurado de este premio que entregan EAFIT y la Alcaldía de Medellín con el patrocinio del Grupo Empresarial Argos: Grupo Argos, Cementos Argos y Celsia.

Elkin Restrepo es el primer poeta colombiano en hacerse merecedor de este reconocimiento. Antes de él, en 2016, este fue entregado al poeta venezolano Juan Calzadilla, ya que el Premio León de Griff está reservado, en los años pares, a quienes crean en el terreno de la poesía. Al año siguiente, la ganadora fue la argentina Luisa Valenzuela, narradora y periodista. Ella es, hasta ahora, la única reconocida en los años impares, reservados a exaltar la narrativa.  

Belleza como motor

En esta ocasión, el jurado, conformado por Morábito, Ramón Cote Baraibar, Catalina González Restrepo y Giovanni Quessep resaltó el gran valor de la obra poética de Restrepo, compuesta por 12 publicaciones, y complementada por siete libros de cuentos y un puñado de antologías, todos ellos confeccionados a partir de una búsqueda incansable por la belleza.

“Hay un poema hermoso, llamado Oda a una urna griega, de John Keats, en donde dice que la belleza es verdad y la verdad es belleza. A mí no es el pensamiento lo que me produce un interés inmediato sino la belleza, que es un misterio, porque está en todo. En mis poemas el norte es la belleza. Y cuando me dicen que el lenguaje es estricto, exigente y preciso deberían decir más bien que aspira, de alguna manera, a captar la belleza”, señaló el escritor paisa.

Héctor Abad Faciolince, escritor y gestor del Premio, agradeció al jurado y a las empresas patrocinadoras, y habló sobre la influencia cultural de Elkin Restrepo, rodeado siempre de amigos como Víctor Gaviria, Darío Ruiz, José Manuel Arango y Juan José Hoyos. Destacó, además, la labor de Elkin como editor e inspirador de nuevos cuentistas y artistas, a través de las revistas Acurimántima, Poesía, Deshora, Odradek y Revista Universidad de Antioquia, y de la colección Celeste, preparada por la editorial del Alma Máter. 

“Para ser escritor se necesita estar muy solo, pero también es menester un grupo de amigos que ayuden a emprender proyectos. Pero este premio no se le concede a alguien por tener buenos amigos, o por ser un gran editor y director de revistas y libros. Se le otorga al poeta”, aseguró Héctor Abad.

Ojos nuevos

Como Elkin Restrepo, las nuevas generaciones de lectores se encuentran al acecho de la belleza estética inherente a las creaciones literarias de calidad. También, en palabras de Ramón Cote, escritor y parte del jurado del Premio León de Greiff al Mérito Literario, se preocupan por evaluar su pasado, y repasar las letras colombianas con ojos frescos.

En esa nueva lectura “surge, de manera unánime, el nombre de Elkin Restrepo. Perteneciente, por derecho propio, a la denominada ‘Generación sin nombre’, él ha encontrado un sitio destacado por haber sabido unir, de una manera muy personal, la corriente coloquial de la poesía latinoamericana con cierto objetivismo de la poesía norteamericana, añadiéndole un matiz irónico a veces, descreído otras, siempre con una palabra medida y meditada, donde los sucesos cotidianos recuperan su condición milagrosa”, opina Cote.

La entrega del galardón fue seguida por una conversación con Claudia Ivonne Giraldo, jefa de la Editorial EAFIT, quien impulsó con él varios proyectos literarios, entre ellos la revista Odradek, el cuento.

Ella reconoció en las letras del ganador una poesía decantada, elaborada con palabras sopesadas y medidas, sin hacerse artificiosa, al punto que logra aparecer a los ojos del lector como una poesía sencilla y, al mismo tiempo, profunda.   

“Elkin empezó a publicar y ganarse premios desde que era un muchacho. Uno cuando lee sus poesías sabe que nacen del mismo asombro ante la vida, el cual, muchas veces, no es feliz. Uno a veces se asombra de la ligereza con la que se va la vida o de la finitud del hombre. Esos temas son para él muy importantes y hacen parte de su reflexión poética”.  

A la gala de premiación también asistieron, entre otras personalidades, Ricardo Sierra Fernández, presidente de Celsia, quien destacó que para los patrocinadores “es un honor entregarle este reconocimiento al poeta”; y Lina Botero Villa, secretaria de Cultura Ciudadana de Medellín, quien, en representación del alcalde Federico Gutiérrez Zuluaga, ponderó el poder de las palabras y la gestión cultural que ha promovido el poeta Elkin Restrepo.

¿De dónde nace la poesía?

“La poesía nace de actividades en donde el intelecto juega un papel importante, pero en donde es muy importante el no saber, aquello que escapa a una comprensión y surge en el momento de la escritura. ¿Qué surge? Algo que va a ser sorpresa no solo para el lector sino para uno mismo, a raíz de cómo el lenguaje va formando y estableciendo sentidos de una manera inesperada, y merecida en el sentido de que es fruto de un trabajo concienzudo”, aseguró el poeta y escritor Elkin Restrepo, ganador del III Premio León de Greiff al mérito literario.
Última modificación realizada el 12/09/2018 10:16 por Aura Maria Giraldo Murcia